Blog > ¿Cuál es la diferencia entre dieta vegana y plant-based?

¿Cuál es la diferencia entre dieta vegana y plant-based?

Compartir

Dieta vegana y plant-based son dos términos que han cobrado mucha relevancia en los últimos años. Muchas personas confunden o no tienen del todo claro estos términos que hacen referencia a dos planes de alimentación. Por ello, en este artículo trataremos de resolver todas sobre ambos conceptos. ¿Te animas? ¡Comenzamos!

¿Son lo mismo?

Es normal mostrar cierta confusión cuando hablamos de algunos conceptos, como veganismo, vegetarianismo, flexitarianismo o dieta plant-based, ya que todos tienen un punto en común de que no consumen de carne. 

La Real Academia de la Lengua Española (RAE) define el veganismo como la “actitud consistente en rechazar alimentos o artículos de consumo de origen animal”, mientras que la dieta plant-based, palabra que no está recogida hasta el momento por la RAE, hace referencia a un tipo de alimentación basada principalmente en el consumo de vegetales, como frutas, verduras, semillas y legumbres.

El concepto de alimentación plant-based es una dieta que busca un estilo de vida más “veggie” basado en el consumo mayoritario de alimentos de origen vegetal.

También incorporan nuevos matices e intentan reducir o evitar el consumo de carne, también le da importancia a la ingesta de productos naturales, frescos y que tengan la menor manipulación industrial posible

El porcentaje de población española con dietas basadas en la alimentación vegetal ha aumentado en casi un 35% en el último año, según el estudio The Green Revolution, elaborado por la consultora Lantern para analizar el perfil de este tipo de consumidores. 

Beneficios de una dieta plant-based

Este tipo de alimentación, donde se consumen principalmente alimentos de origen vegetal, en el caso de las dietas plant-based, llevan asociados diversos beneficios para el correcto funcionamiento del organismo.

Algunos de los principales beneficios de ambos planes de alimentación son:

  • Son ricas en vitaminas de los grupos A y C, que están presentes en un gran listado de alimentos: zanahorias, patatas, mango, brócoli, espinacas, frutos secos, tomates, naranjas…
  • Ayudan a mantener un peso equilibrado y a prevenir enfermedades como la obesidad, siempre y cuando el plan de alimentación sea rico y variado.
  • Son fuente de fibra, un tipo de nutriente que pasa de forma rápida al intestino y previene algunas enfermedades, como la diabetes, el colesterol o el estreñimiento. Además, también aportan minerales, como el calcio, el sodio, el potasio o el magnesio.
  • Reduce los niveles de colesterol LDL, también conocido como “colesterol malo”, en sangre y las probabilidades de padecer enfermedades cardiovasculares. 
  • Ayudan a mantener el cuerpo bien hidratado gracias a la gran cantidad de agua presente en verduras, hortalizas y frutas. 

3 cuestiones esenciales a tener en cuenta

Las dietas plant-based o 100% vegetales son ricas en nutrientes esenciales para el organismo. Es importante tener una buena planificación para evitar cualquier tipo de deficiencia o carencia. Estos son algunas de las tres cuestiones más importantes que tener en cuenta:

  • Vitamina B12. Este micronutriente está presente, en su mayoría, en carnes, huevos o productos lácteos, como la leche o el queso. Pérdidas de memoria, problemas de cansancio o de debilidad son algunas de las señales más claras de déficit de vitamina B12. En planes de alimentación estrictamente de origen vegetal, es necesario vigilar la ingesta de esta vitamina a través de otros alimentos y solicitar ayuda profesional por si necesitas complementar de alguna forma.
  • Hierro. El hierro es un tipo de proteína de los glóbulos rojos encargada de transportar el oxígeno a las distintas partes del organismo. Aunque puede encontrarse en algunos alimentos vegetales, como las lentejas, los guisantes o las espinacas, la mayor fuente de esta proteína es la carne. Es necesario vigilar la ingesta de hierro para evitar anemias.
  • Proteínas. Las proteínas son un nutriente fundamental para el organismo y para el desarrollo y recuperación del tono muscular. Las legumbres, la soja, el tofu o el seitán son algunas de las mejores opciones para ingerir proteína de origen vegetal.
Otras noticias relacionadas

Propiedades de la bebida de almendras

El consumo de bebidas vegetales es cada vez más frecuente,…

E-s artificiales, qué son y qué debes tener en cuenta

La controversia está servida en lo que se refiere a…

Dieta flexitariana: qué es y 5 beneficios

Desde hace unos años, la alimentación ha cobrado mucha importancia…

Nueva Crema para Untar Vegetánea: beneficios e ideas de cómo consumirla

En Vegetánea apostamos por desarrollar productos de origen vegetal, que…